¿Eres pesimista respecto a tu futuro laboral?

El gran Woody Allen decía que él no ve nunca el vaso vacío, lo ve lleno, pero de veneno…

El pesimismo es una arma de destrucción masiva. No ficticia, como las que buscaba Bush en Iraq, sino muy real. Llevándolo a la faceta de búsqueda de empleo y perspectiva laboral, puede soterrar tus esperanzas de mejora en tu carrera, casi antes de empezar.

Capitan-optimismo-vs-pesimista-man El otro día me encontré con un antiguo compañero de universidad, después del típico intercambio trivial sobre el tiempo que llevábamos sin vernos, me empezó a contar sobre su situación laboral, contratado precariamente, mal pagado, satisfaciendo exigencias de superiores a los que ni soportaba ni respetaba. Me habló de que era demasiado joven para ser tenido en cuenta en su empresa,  pero demasiado viejo para empezar de cero en otra compañía. Tenía la mirada perdida y los hombros caídos. Me habló de generación perdida, de desempleo desenfrenado, de horas extraordinarias sin pagar, de frustración, de sueños rotos, …   ¿Te suena el discurso?. A mí si, de hecho, lo he estado practicando durante años, y reconozco que, de vez en cuando, caigo en sus redes, atrapado por una energía negativa superior a mis fuerzas, como Caroline yendo hacia la luz en Poltergeist.

Negar la triste realidad laboral sería de necios, pero dejarte imbuir por ese torrente de negatividad puede destrozarte. Creo el equilibrio se encuentra en ser optimistas informados (expresión comunmente usada cuando se habla de búsqueda de empleo). Y es acerca de Sigue leyendo

Anuncios