Las RR.SS. en RR.HH. Arma de doble filo

Recientemente Kevin Hart era anunciado como presentador para los Oscar de 2019. A los dos días, renunciaba para no ser una distracción ante la horda de Twitter que lo masacraba recordándole ciertos chistes homófobos de su pasado. Recuerdo a Fátima Báñez, ex-ministra de Empleo, tuiteando sus grandes logros jugando al Bubbles Shooter Adventures mientras Europa decidía el rescate bancario de España. Nacho Vigalondo (según cuentan después de haber echado unas copas) tuiteaba chistes sobre el Holocausto, que le llevaron a perder un contrato de colaboración que tenía con El País. ResbalónUno de los casos más llamativos fue el de Justine Sacco, directora de comunicación de un importante portal de Internet y que, antes de viajar a Sudáfrica tuiteaba: “Me voy a África. Espero no pillar el sida. Es broma. !Soy blanca!”. El tuit, aparte de su puesto en la compañía, le costó miles de comentarios tachándola de racista, explicando ella misma en una entrevista posterior que el desafortunado mensaje le había arruinado la vida.

Estoy bastante a favor de las redes sociales, forman parte de nuestra vida, me parecen un medio fundamental, muy útil para determinadas funciones como la comunicación instantánea con cualquier Sigue leyendo

Síndrome de Burnout: El incendio de tus recursos internos

Veo muchas lagunas en la expresión “el trabajo dignifica”. Karl Marx pronunciaba esta frase en referencia a que el ser humano necesita desempeñar una labor para sacar a lucir sus burnout1potencialidades. Entiendo esa necesidad de sentirte útil y de pertenecer a una sociedad
económicamente activa (con más razón hoy en día). Ganarte el pan con el sudor de tu frente. Pero, para que el trabajo influya favorablemente en tu realización personal, hacen falta unas circunstancias adecuadas. Cuando no se dan, y es desgraciadamente frecuente, ese proceso de dignificación puede derivar en uno de destrucción. Por lo tanto, lo que te honra Sigue leyendo

Los 10 errores más comunes al redactar un currículum (I)

El currículum vítae, probablemente el documento más incómodo de redactar. El término viene del latín y su traducción viene a ser “carrera de la vida”. Considero que es una definición bastante injusta y hasta desacertada diría yo. De un CV se puede extraer información valiosa sobre un individuo, pero no creo defina tu persona en exceso. En cualquier caso, su importacia es vital. Es el principal medio por el que acceder a un futuro trabajo, por lo tanto, es un juego al que hay que jugar, y nada mejor que conocer las reglas del mismo para poder usarlas en tu favor. ¡Todo cuenta!. A continuación procederé a hablar sobre errores bastante habituales en la confección del CV. Éstos van a estar referidos, sobre todo, a lo que tiene que ver con su formato y redacción.

curri1#1 “Currículum Vítae”. El primer error, muy común por otro lado, es poner “Currículum Vítae” como título. El CV es un espacio muy limitado, y hay que saber aprovecharlo. Un motivo para no utilizar este vocablo es que, simplemente, estás desaprovechando una extensión del mismo, sin aportar nada útil que tenga que ver con nuestro propósito, que no es otro que el responsable de turno se fije en nuestras aptitudes, ya sea experiencia, formación, …  Luego, hay que ser conscientes que el CV es un documento de venta, de venta de ti mismo. Por lo tanto, el título debe destacar lo más importante, ¡tu nombre!. Tú eres lo que hay que resaltar y tu nombre es el producto. Sé que hablar en estos términos cuando hablamos de personas puede chocar un poco, pero no lo olvides, tienes que hacer que tu CV llame la atención entre cientos de papeles. Ponte en la piel del que recoge el CV, un “Currículum Vítae” en la cabecera no dice absolutamente nada, un nombre y un apellido, desde luego ya indica sobre quién vamos a leer.

Tips-para-un-CV-google#2 Tamaño.  El segundo fail sobre el que hablaré es el tamaño del CV. Puede parecer obvio hoy en día, pero todavía existe gente que cree que su CV va a ser mejor entre más páginas tenga. Esto es un craso error. Debes atraer la atención del profesional de RRHH y si, lo que llega a manos de éste o lo que visualiza Sigue leyendo